Backend Developer

Un desarollador Backend es un programador que trabaja del lado del servidor. Permitiendo que todo lo que vemos cuando interactuamos con una aplicación o sitio web, funcione. Dicho de una forma más informal, es el que trabaja detrás del escenario, moviendo los hilos para que todo salga bien.

El Backend debe formarse como desarrollador de aplicaciones web o como desarrollador de aplicaciones multiplataforma. Estudiar los diferentes lenguajes de programación que pueden ser necesarios para desarrollar su trabajo. Según la empresa en la trabaje serán necesarios unos u otros. Por eso, es necesaria una visión global y específica de los diferentes lenguajes.

¿Cómo funciona un Backend?

Las funciones del Backend son las siguientes:

Acceder a la información que se pide, a través de la app: cuando usamos una aplicación móvil pedimos información de manera continua, no importa si la app es de búsqueda de información, un juego o una red social. Esto implica que una parte de la app (el Backend), tiene que ser capaz de encontrar y acceder a la información que solicitemos. El proceso de búsqueda de datos no es fácil, ya que estos se almacenan en grandes bases de datos, que se encuentran, además, protegidos para no exponer lo que en nuestra área se denomina información sensible. En este punto, un Backend bien diseñado debe ser capaz no sólo de encontrar la información precisa que el usuario requiere, sino también de acceder a ella de manera segura.

Combinar la información encontrada y transformarla: Una vez encontrada, el Backend combina la información para que resulte útil al usuario. Pongamos, como ejemplo, una aplicación de transporte y una orden de búsqueda: “cómo llegar del trabajo a casa”.
En este caso, nuestra aplicación necesitará acceder a las bases de datos no sólo de todas las compañías de autobuses de la ciudad, sino también las de las empresas de taxis, metro y, por supuesto, Google Maps. La gran cantidad de información con la que el Backend trabaja, hace que su diseño deba ser sumamente preciso, ya que debe ser capaz de encontrar y filtrar lo que es relevante de lo que no, para luego combinarlo de manera útil.

Devolver la información al usuario: Finalmente, el Backend envía la información de vuelta al usuario. Pero, ¿cuántos usuarios son capaces de leer datos escritos en código puro? Pocos. Es por ello que el Backend necesita de traductores capaces de convertir los datos escritos en código a lenguaje humano. Es aquí donde intervienen las famosas APIs (Application Programming Interface), trabajando en conjunto con el Frontend.

Qué lenguajes de programación debe dominar un Backend Developer

Aunque son muchos los lenguajes de programación que existen, los más frecuentes para el desarrollo de backend son:

ASP.NET: se trata de una plataforma de desarrollo web propiedad de Microsoft.

SQL: es un lenguaje estándar e interactivo de acceso a bases de datos relacionales que permite especificar diversos tipos de operaciones en ellas.

PHP: es un lenguaje de código abierto que puede ser incrustado en HTML. Se utiliza sobre todo en el desarrollo web.

Java: es uno de los lenguajes de programación más utilizados, mayormente en aplicaciones de cliente-servidor para la web.

Python: es un lenguaje de programación interpretado, multiparadigma y multiplataforma. Es de los lenguajes más versátiles que existen.

Ruby: es un lenguaje de programación orientado a objetos que combina una sintaxis inspirada en Python y Perl.

Node.js: permite construir programas de red escalables de código abierto y utiliza el mismo lenguaje que en el lado del usuario, o Front End, el Javascript.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.